El Radar Gatuno. El radar para detectar gatos no es un mito, es una realidad.

Puntuación: 4.5 de 5.

Comparte este artículo con tus amigos en las redes, pinchando en los botones sociales.

¿Le ha ocurrido que siempre que transita por alguna avenida, ve alguna revista, un filme o disfruta de un paseo en áreas públicas, siempre que haya un gato presente de inmediato éste capta toda su atención? No importa lo sigiloso que llegue a ser el felino, de inmediato lo detectas. Esto ocurre como resultado de un fenómeno que cada vez más gateros lo definimos como «El Radar Gatuno».

El Radar Gatuno es la capacidad especial que desarrollamos aquellos quienes amamos a los gatos, para detectar la presencia de gatos en cualquier ambiente, imagen o vídeo. No importa si el desconocido minino se encuentra agazapado o intentando pasar desapercibido, sin lugar a dudas siempre le veremos.

Gato descansando bajo un auto
Localizar con facilidad visual a los gatos, ha podido salvar a muchos de ser atropellados. Es importante revisar el auto antes de encenderlo pues muchos gatos acostumbran a dormir bajo estos.

Los gatos, como felinos pequeños que son, tienen por costumbre ser discretos en sus merodeos, procurando ser escurridizos y esquivos con los extraños, comportamiento que no pocas veces le ha valido a más de un minino para evitar problemas, pero no obstante a pesar de sus acertadas precauciones y de que la mayoría de las personas apenas se percaten de su presencia, para nosotros los gateros, difícilmente podrán camuflarse.

Gato escondido vigilando
No importa cuánto te escondas gatito, siempre te encontraré”.
El Radar Gatuno es la capacidad especial que desarrollamos los que amamos a los gatos, para detectarlos en cualquier ambiente.
Beneficios del Radar Gatuno


Este sofisticado «radar gatuno», que se instala en nosotros desde el primer día en que entregamos nuestro corazón a un gato, trae aparejado otros comportamientos en los humanos que suelen ser beneficiosos para los mininos, entre los que se encuentran:

Entrega de afecto y/o alimentos.
Difícilmente ante la activación del radar gatuno, un humano se limitará a observar, generalmente llamará al minino con dulces misus, misus… al que el felino responderá o no dependiendo generalmente de su nivel de interacción con los humanos. Un gato confiado y que acostumbra a socializar con personas, probablemente responderá al llamado, no ocurriendo así con un gato feral o que haya sido víctima de malos tratos. En el caso de que el gato se aventure a acercarse, será inevitable para el humano gatero, el intentar acariciarle la cabecita y con seguridad le brindará algo de comida de tenerla consigo. De estos encuentros suelen favorecerse ambas partes, el humano se sentirá dichoso por la atención obsequiada por el minino y éste último a su vez habrá recibido un cariño sincero que con ronroneos agradecerá.

Gato callejero socializando
Un gato callejero haciendo amistad con un humano que intenta socializarlo.

Adopciones y rescates. La posibilidad de percibir con tanta facilidad un minino dentro del entorno, a favorecido a muchos gatos y gatitos que vagando abandonados por las calles y basureros, han sido rescatados por protectoras o bien adoptados al momento por personas sensibles al cuidado de los animales, sobre todo por los gateros. Difícilmente alguno de nosotros podría pasar de largo por el lado de un gatito huérfano sin que le adoptemos o como mínimo le brindemos ayuda con sus cuidados iniciales, para luego procurarle un hogar estable.

Gatos cachorros escondidos y vigilando
Gatitos escondidos observan a quien los está fotografiando.


Localización e identificación. Para quien tiene más de un gato viviendo bajo su techo, el radar gatuno le ofrece una gran ventaja al momento de localizar a los mininos, lo que además le permite identificarlos con cierta rapidez para asegurarse de que todos se encuentren en casa. Por ejemplo en el horario de entregarles su alimento de inmediato el humano se puede percatar de la ausencia de alguno de los felinos lo que le dispone a llamarle hasta que el minino aparezca y que de ese modo no se pierda su suculento alimento o que pueda quedar en desventajas respecto al resto de la colonia gatuna, entre otros beneficios.

Los gatos intentan ocultársenos incluso dentro de las casas… pero siempre logramos encontrar a los traviesos.

Mayor presencia en las redes mediante imágenes o videos profesionales e informales. Cada vez más personas se sienten atraídos por los gatos como musas para sus trabajos fotográficos, lo que incluye un trabajo escenográfico en ambientes controlados, pero también en ocasiones los artistas buscan captar a los felinos domésticos en entornos naturales o urbanos, donde florecen sus verdaderas gatonalidades y regalando espectaculares imágenes.

Gato feral que vive en las ruinas del Coliseo Romano.
Gato feral que vive en las ruinas del Coliseo Romano.

Como es lógico para lograr obtener semejantes resultados, se deberá primero encontrar a los gatos y para ello un especial aliado lo será “el Radar Gatuno”. De ahí que no resulte extraño que muchos de quienes intentan captarlos tras el lente, sean por lógica personas que les amen, admiren y protejan.

Le recomendamos leer también: Cuenta cuántos gatos hay. Encuentra a los gatitos.

Deja un comentario en nuestro Mundo de Gateros