Gatos de Angora. Los primeros felinos domésticos de pelo largo.

Puntuación: 4.5 de 5.

Comparte este artículo con tus amigos en las redes, pinchando en los botones sociales.

Te sorprenderá saber que estos animales suaves y estilosos, de ojos almendrados, son los gatos callejeros típicos de Turquía, y que el pelo largo (o para ser más precisos, semilargo) es un rasgo natural de la raza.

Se cree que sus orígenes se remontan a la Anatolia Oriental, una región con un clima bastante extremo, con mínimas invernales de hasta 31º bajo cero, lo que hace que la mutación que causa el pelo largo sea bienvenida.

Los Angoras fueron los primeros gatos de pelo largo que se introdujeron en Europa, en torno al siglo XVI. Pronto se convirtieron en preciadas posesiones y símbolos de estatus en Francia y Gran Bretaña, y llegaron a América en los 1700. El nombre “angora” proviene de Ankara, el nombre de la ciudad capital de Turquía, pero durante mucho tiempo se ha aplicado (indiscriminada y equivocadamente) a todos los gatos de pelo largo del mundo, fueran Persas, Afganos, Rusos…


De acuerdo con la tradición, los gatos de Angora “de verdad” deben ser blancos, de pelaje sedoso, y con los ojos de diferente color (uno azul, otro ámbar). Esto se llama heterocromía y añade un toque inquietante a la mirada.

Gato de Angora Raza de gato.

Pero el actual estándar de la raza acepta pelajes de prácticamente todos los colores: negro, azul, rojizo, crema, tricolor, bicolor, rayado, atigrado… Y los ojos también pueden variar. Sucede que los gatos enteramente blancos con los dos ojos azules nacen sordos muchas veces, y por eso se ha procurado evitar esta combinación, pero un gato sordo puede llevar una vida perfectamente feliz si no se ve expuesto a los peligros de andar fuera de casa.

Le puede interesar leer también: Un mundo de silencio. Cuidados y educación de un GATO SORDO.

Gato de Angora Negro . Raza de gato.


Son criaturas ágiles, de huesos ligeros. Las hembras no suelen pesar más de tres kilos, y los machos raramente superan los cuatro y medio. Tienen el cuello esbelto y las patas largas, la cabeza triangular, las orejas ligeramente apuntadas y la cola acabada en un penacho de pelo.

Los Angoras tienen un carácter muy particular; son más sociables, amistosos y comunicativos que la mayoría de los gatos, aprenden rápido, no suelen huir de los desconocidos (más bien tienden a inspeccionarlos cuando llegan a casa) y, lo más raro de todo, ¡les gusta el agua!. Por todo esto se les suele llamar “perrunos”.

4 comentarios

Deja un comentario en nuestro Mundo de Gateros