Los gatos en la acuarela.

Puntuación: 4.5 de 5.

La majestuosidad y delicadeza de los gatos, les ha convertido en diversas ocasiones, en musas de inspiración para muchos artistas, que intentan encerrar en sus obras maestras el misterioso encanto de los felinos, y sí que lo logran.
La diversidad en las técnicas utilizadas al recrear las formas gatunas, han transitado a través de numerosas prácticas artísticas como los grabados, esculturas, óleos y tejidos entre otras, pero en esta ocasión nos cautiva una en especial, la acuarela.

El característico aspecto de la técnica de la acuarela, se especializa en la superposición de capas transparentes pigmentadas. Los resultados fácilmente sugieren suavidad, movimiento y ligereza, siendo uno de los atributos que en mayor medida confieren en el caso de las imágenes felinas, esa aura de misterio y vida, tan afines a los gatos.

La acuarela es una pintura realizada sobre papel o cartulina donde se aplican colores diluidos en agua. Para la ejecución de la técnica de acuarela se emplea la pintura en capas transparentes, a fin de lograr mayor brillantez y soltura en la composición que se está realizando. Las transparencias de los colores se logran a través de las capas superpuestas y del porciento de agua presente en la mezcla del pigmento, apropiándose de este modo del color del papel que actúa como un tono en toda la composición.

En lo adelante apreciaremos una pequeñísima muestra de excelentes trabajos realizados por artistas como Endre Penovác. Seguramente será suficiente para que comparta con nosotros la percepción realista de las imágenes conseguidas con unas pocas pinceladas, manchas y capas, para lograr captar las posturas y actitudes felinas dotadas de un equilibrio espectacular.


Resulta increíble la vida que se puede percibir tras pocas manchas sobre un papel, incluso algunas aparentando haber sido hechas casi por descuido. Los artistas logran obtener un conjunto que finalmente toma forma de una imagen completa de dichas formas, que por ser felinas nos llega aún más al corazón.

Tres artistas ilustrando gatos mediante la técnica de la acuarela.

En el sencillo pero perfecto trabajo en acuarelas realizado por el artista serbio Endre Penovác (1956 – presente), destaca un trabajo monocromático en su mayoría. Suele centrar la atención de cada obra en un único protagonista, un gato por lo general en color negro o humo. La excelente superposición de las capas entintadas, amplifican la sensación táctil imaginaria, que casi nos permite percibir la suavidad esponjosa del pelo de sus gatos, así como las reconocidas posiciones gatunas, llenas de elegancia y sencillez.

Puede revisar y comprar aquí : Artful Cat 2021 Calendar

La ilustradora japonesa Midori Yamada (1974 Рpresente), recrea en sus trabajos de acuarelas, las formas de dos animales muy diferentes, los peces y los gatos, pero ̩stos mezclados con un com̼n denominador, la sinuosidad y la delicadeza de las formas, acentuadas en muchas ocasiones con cierta carga de feminidad.
En su trabajo suele utilizar acuarela, acrílico, pluma y café… ha escuchado bien, el café como sustancia tintada le ofrecen a su obra una pigmentación con tonos de excelencia.

Entre los cuadros de Gwen John (1876-1939), artista británica, también aparecen gatos, además de bodegones, paisajes y escenas interiores domésticas, aunque en su obra predominan las figuras femeninas a menudo sedentes.
A Gwen John se le conoce como la pintora de mujeres solitarias y su inspiración podría deberse a la soledad que vivió durante un período de su vida tras presentar problemas de visión. Citamos a esta artista puesto que además de sus características pinturas ella también legó hermosas acuarelas protagonizada por sus gatos, aquellos fieles compañeros en sus días de soledad y retiro. Si bien su obra no es abundante, si lo son sus esbozos y dibujos, en su mayoría de felinos, siendo el más conocido uno de sus mininos llamado Edgar Quinet, como el bulevar parisino donde vivía la pintora cuando le adoptó.


Definitivamente el arte de lo hermoso nos rodea a diario y solo hay que descubrirlo tras tanto ajetreo cotidiano, observando las plantas, a los animales, a las personas y a todo lo que nos conmueva. Haga la prueba, deténgase a observar a su gato por un instante, y verá en él también una obra de arte, que cual acuarela viva, hace de este mundo un lugar más hermoso.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s